domingo, 24 de abril de 2016

Frases de la película "Los amantes del Círculo Polar"


¡Buenas literarios! Esté miércoles os hice la reseña de la película "Los amantes del Círculo Polar". Cómo os dije es mi película preferida, o una de ellas. Así que he decidido hacer una entrada con las frases que más me gustan de la película, ya que no tienen desperdicio. ¡Espero que os gusten mucho!

Hubiera preferido que fueras tú el muerto. 

Podría contar mi vida uniendo casualidades.

No era capaz de decir una sola palabra. Hubiera preferido ser mudo de nacimiento para tener una disculpa.

Ya no quedan casualidades buenas. La culpa es mía, que las gasté muy rápido.

Todo caduca con el tiempo. El amor también. La gasolina del coche, por ejemplo: si olvidas que se va a acabar te dejará tirado en medio del campo.

Yo te voy a querer siempre. Y si se acaba la gasolina... Me muero.

Otto quería morirse y yo iba con él.

Murió de amor limpiando una lechuga.


La casualidad que estábamos esperando.

Estar enamorada no es fácil, no basta con desearlo, hay que oírlo.

Cuando hace frío la mayoría de las cosas van más deprisa, o llegan antes. Me refiero a las casualidades. Me encanta que haga frío. Una tarde de mucho frío leí una pregunta de amor, demasiado bonita para la letra de un niño. Aquel mensaje lo tenía que compartir, no sabía qué hacer con él.

Sentí que algo conocido se había metido dentro de lo desconocido, había llegado el fin de algún sitio. Tuve un palpito, fue el primero de muchos.

Es bueno que las vidas tengan varios círculos. Pero la mía, mi vida, sólo ha dado la vuelta una vez y no del todo. Falta lo más importante. He escrito tantas veces su nombre dentro…. Y aquí, ahora mismo, no puedo cerrar nada. Estoy solo.

Voy a quedarme aquí todo el tiempo que haga falta. Estoy esperando la casualidad de mi vida, la más grande, y eso que las he tenido de muchas clases. Sí, podría contar mi vida uniendo casualidades. La primera y la más importante fue la peor.

Comprendí que por dejar a Ana me había quedado sin destino, así que tuve que inventarme uno: Finlandia.